martes, 29 de noviembre de 2016

Fragmento del Libro " Una puerta hacia las Estrellas " El Karma




KARMA
Fragmento del Libro " Una puerta hacia las Estrellas "
de Sixto Paz

Pregunta: ¿Podrían hablarnos del Karma?
Aquello que se llama Karma en la Tierra no es otra cosa que el proceso de aprendizaje o currícula por la cual están sujetos a un destino. Volviendo a los ejemplos basados en su proceso cotidiano, imagínense un alumno de una universidad. Durante el presente periodo debe llevar determinados cursos y para estudiarlos y aprenderlos tiene un semestre. Todo eso constituye simbólicamente hablando: el destino de la presente encarnación. Pero como ustedes saben, a pesar de que sus procesos pretenden ser ordenadamente fijos, es fácil observar que no siempre se cumplen los plazos establecidos y que las variaciones pueden deberse a muchas circunstancias a veces generadas por el individuo y a veces no, pudiendo terminar antes o después.
La aprobación o no de cada materia constituye el "karma". Lo no aprobado habrá que repetirse hasta superarlo; mientras que lo ya aprendido lo encamina a uno hacia materias más complejas y profundas. De ninguna manera karma significa castigo, sino que por el contrario son las necesarias oportunidades para crecer en conciencia.
Quienes se encargan de aplicar el karma son los "Señores del Karma" o "Guardianes del destino", con quienes propiamente se negocia lo que va a ser cada encarnación.
Todo cuanto se le asigna al individuo o se permite que le ocurra, está dispuesto para ayudarlo en su superación. Precisamente dependiendo de cómo enfrente la vida y las dificultades, o como haga use de las facilidades que se le presenten dependerá su avance y crecimiento espiritual.
Pregunta: ¿Qué factores inciden para determinar cuánto tiempo va a vivir una persona?
Como el tiempo realmente no existe y más bien está sujeto a formas mentales, dependiendo de la dimensión que se maneja y esto obedeciendo a estado vibratorios, los Guardianes del destino generalmente toman como base para establecer el tiempo de vida de alguien, el espacio de vida temporal necesarios para que transcurran y se den las circunstancias adecuadas como para que dicha persona pueda crear a su alrededor la ambientación propicia para conocerse a si misma y superarse. Si la persona no se da ella misma la oportunidad y más bien la desaprovecha, tendrá que volver una y otra vez bajo circunstancias similares, pero quizá cada vez tenga menos tiempo para lograr lo mismo; o se le exija más en períodos más cortos.
Bien saben que no depende de la cantidad de años el valor de una existencia, sino de la calidad y riqueza de dicha existencia.
Pregunta: ¿Ustedes cuántos años viven en comparación con nosotros?
Nuestro tiempo no es el de ustedes.
Nosotros podemos llegar a vivir uno tres mil años de los vuestros. Pero porque nuestra forma de vida física, mental y espiritual es sana, siendo nuestra mente la que domina al cuerpo; y también tenemos un mayor control y conocimiento sobre el propósito de nuestra existencia. Esto permite una vida más plena, sin apegos, pero también lo permite administrarla mejor pudiendo variar los plazos con cierta voluntad.
Pero aunque les resulte extraño, podemos vivir más pero podemos lograr menos que ustedes. Esto es así porque allí donde se encuentran pueden avanzar años luz en su evolución comparado con nosotros, por cuanto el contraste y la dificultad así lo permiten. Mientras que en nuestros planetas, donde hemos alcanzado niveles muy elevados, vivimos en un estancamiento evolutivo, donde resulta difícil ser mejor de lo que uno es.
Pregunta: ¿Entonces no hay castigo? ¿Nada de lo que nos ocurre pasa porque nos lo merecemos?
Todo en la vida es dual, y depende cómo uno lo enfrente. Lo que para una persona pueden ser grandes trabas y limitaciones para otro puede ser un reto o una gran oportunidad para desarrollar sus capacidades. Todo depende de la actitud con la que enfrenten la vida.
Si bien es cierto que todo depende de la actitud frente a las cosas, no podemos negar algo que es un hecho en el universo y es la existencia de leyes universales, y entre ellas está la ley de Causa y Efecto, que nos enseña que por cada acto, palabra o pensamiento positivo o negativo generaremos una reacción alrededor de nosotros, que en su momento se manifestara como consecuencia. Esto es lo mismo que decir: "uno cosecha lo que siembra, tanto en esta como en las demás existencias"... Por eso en vuestras escrituras sagradas se dice: "Haz con otros como quisieras que hicieran contigo, y no hagas a otros lo que no quieras que hagan contigo".
Pregunta: ¿Cómo es que el karma nos use con las demás personas?
Volviendo a la analogía de la escuela, hay ocasiones que en determinado curso coincides en el mismo salón de clases con determinados alumnos como compañeros o compañeras, y con tal o cual profesor. Eso no es producto de la casualidad. Se puede explicar de muchas formas, como por ejemplo: que ingresaron en la misina época a esa case de estudios; o que comparten afinidad de intereses; o que están siguiendo la misma carrera para realizar lo mismo en la vida, etcétera.
Así como les dijimos que el karma, deben entenderlo como un proceso de aprendizaje, así también la enseñanza les dice que no existe posibilidad de crecer internamente sino es a través de los demás.
Cada persona a vuestro alrededor, tanto más cercana o más lejana es como un maestro para vosotros, tanto de lo bueno como de lo malo. Debéis estar atentos para extraer la mejor enseñanza de vuestras relaciones humanas.
Estén abiertos a aprender de todo y de todos, pero sin que esto signifique darle oportunidad a los demás como para que les hagan daño. Vuestros parientes no están a vuestro alrededor para perjudicarlos o para hacerles la vida imposible sino para fortalecerlos y, a la vez, para crecer juntos; superándose cada día. Nadie está a vuestro lado para estorbarlos sino para que aprendan a amar mutuamente.
Cuanto más traten de huir de ciertas responsabilidades más veces volverán a ellas. Nada ha sido dejado al azar, por algo están donde están; en el lugar y con las personas con las que conviven. Traten de aprovechar esa oportunidad descubriendo el porque y haciendo lo que se espera de vosotros. Porque nada es para siempre, y cada situación es una oportunidad de crecimiento que no debe ser desaprovechada.
Pregunta: ¿Qué lazos kármicos existen entre ustedes y nosotros?
La conexión entre planetas kármicamente unidos a través de una historia compartida, requiere de personas como ustedes para mantener los lazos de unión y de ayuda mutua sin crear dependencias.
Existe una relación kármica poderosa de aprendizaje mutuo en el que ustedes a través del ministerio del amor, en su exaltación suprema por el perdón, lleguen a crear las condiciones como ayudarnos a nosotros a superar estados de estancamiento evolutivo, actuando como la luz en el camino, y a la vez para que podamos intervenir más directamente en vuestro mundo para hacerles recordar compromisos anteriormente asumidos, y ello necesita que conozcan más de nuestra relación con ustedes. Por ello se les ha estado preparando vibratoriamente para que nos acompañen en viajes por el Sistema Solar y fuera de él. Primero con unos pocos y luego con muchos más. Es importante que no sólo sepan sino también que sientan nuestras intenciones.
No solamente será uno, si se preparan y mantienen la actitud adecuada, podrán ser muchas los que vivan experiencias como esta.
Pregunta: ¿Qué nos pueden decir sobre los lazos kármicos de entre los que formamos los grupos de contacto?
Hay lugares en la Tierra que han congregado más de una vez a aquellos cuyas terminaciones cósmicas vibran en la misma terminación; algunos de estos lugares son centros de poder, de concentración de energías planetarias y cósmicas, desde donde se podrá ayudar a la humanidad.
Todos terminan volviendo por los lugares por donde caminaron en el pasado, tarde o temprano, pero nunca antes uno usó como nombre material su clave cósmica pues es una clave de apertura interior.
Pregunta: ¿Qué nos pueden decir del karma planetario por la matanza indiscriminada de animales, que esta llevando a la extinción a muchos de ellos?
Hay especies animales que el egoísmo y la necedad han hecho desaparecer de la faz de la Tierra, pero ello no significa que se hayan extinguido para siempre por cuanto, muchas se encuentran preservadas fuera de la Tierra y serán repuestas en su momento, cuando el panorama de la Tierra sea otro y haya no sólo una nueva faz, sino un solo corazón.
Es cierto que mucha sangre ha sido volcada sobre el planeta y por ello, seguirán ocurriendo muchas desgracias como guerras; catástrofes y accidentes que bus can compensar aquellas situaciones, y también pretenden enseñarle a la humanidad cuales son la consecuencias de su desacertada actitud.
Pregunta: ¿Qué hay del karma de los que fueron llamados y no respondieron a la invitación o con su actitud inadecuada estorbaron el proceso?
Todos tienen oportunidad de rectificarse, pero les decimos no estorben el proceso de la misión. Si no entienden los procesos preocúpense en meditar sobre ello o en dialogarlo hasta que puedan abarcarlo, pero que vuestra estrechez mental e intereses personales egoístas, así como en algunos el despecho, no los lleve a negar lo que no comprenden o lo que no les ha tocado vivir, pues sino enfrentaran una mayor tensión prestándose al juego de las energías negativas….”

KARMA:
Pregunta: ¿Podrían hablarnos del Karma?
Aquello que se llama Karma en la Tierra no es otra cosa que el proceso de aprendizaje o currícula por la cual están sujetos a un destino. Volviendo a los ejemplos basados en su proceso cotidiano, imagínense un alumno de una universidad. Durante el presente periodo debe llevar determinados cursos y para estudiarlos y aprenderlos tiene un semestre. Todo eso constituye simbólicamente hablando: el destino de la presente encarnación. Pero como ustedes saben, a pesar de que sus procesos pretenden ser ordenadamente fijos, es fácil observar que no siempre se cumplen los plazos establecidos y que las variaciones pueden deberse a muchas circunstancias a veces generadas por el individuo y a veces no, pudiendo terminar antes o después.
La aprobación o no de cada materia constituye el "karma". Lo no aprobado habrá que repetirse hasta superarlo; mientras que lo ya aprendido lo encamina a uno hacia materias más complejas y profundas. De ninguna manera karma significa castigo, sino que por el contrario son las necesarias oportunidades para crecer en conciencia.
Quienes se encargan de aplicar el karma son los "Señores del Karma" o "Guardianes del destino", con quienes propiamente se negocia lo que va a ser cada encarnación.
Todo cuanto se le asigna al individuo o se permite que le ocurra, está dispuesto para ayudarlo en su superación. Precisamente dependiendo de cómo enfrente la vida y las dificultades, o como haga use de las facilidades que se le presenten dependerá su avance y crecimiento espiritual.
Pregunta: ¿Qué factores inciden para determinar cuánto tiempo va a vivir una persona?
Como el tiempo realmente no existe y más bien está sujeto a formas mentales, dependiendo de la dimensión que se maneja y esto obedeciendo a estado vibratorios, los Guardianes del destino generalmente toman como base para establecer el tiempo de vida de alguien, el espacio de vida temporal necesarios para que transcurran y se den las circunstancias adecuadas como para que dicha persona pueda crear a su alrededor la ambientación propicia para conocerse a si misma y superarse. Si la persona no se da ella misma la oportunidad y más bien la desaprovecha, tendrá que volver una y otra vez bajo circunstancias similares, pero quizá cada vez tenga menos tiempo para lograr lo mismo; o se le exija más en períodos más cortos.
Bien saben que no depende de la cantidad de años el valor de una existencia, sino de la calidad y riqueza de dicha existencia.
Pregunta: ¿Ustedes cuántos años viven en comparación con nosotros?
Nuestro tiempo no es el de ustedes.
Nosotros podemos llegar a vivir uno tres mil años de los vuestros. Pero porque nuestra forma de vida física, mental y espiritual es sana, siendo nuestra mente la que domina al cuerpo; y también tenemos un mayor control y conocimiento sobre el propósito de nuestra existencia. Esto permite una vida más plena, sin apegos, pero también lo permite administrarla mejor pudiendo variar los plazos con cierta voluntad.
Pero aunque les resulte extraño, podemos vivir más pero podemos lograr menos que ustedes. Esto es así porque allí donde se encuentran pueden avanzar años luz en su evolución comparado con nosotros, por cuanto el contraste y la dificultad así lo permiten. Mientras que en nuestros planetas, donde hemos alcanzado niveles muy elevados, vivimos en un estancamiento evolutivo, donde resulta difícil ser mejor de lo que uno es.
Pregunta: ¿Entonces no hay castigo? ¿Nada de lo que nos ocurre pasa porque nos lo merecemos?
Todo en la vida es dual, y depende cómo uno lo enfrente. Lo que para una persona pueden ser grandes trabas y limitaciones para otro puede ser un reto o una gran oportunidad para desarrollar sus capacidades. Todo depende de la actitud con la que enfrenten la vida.
Si bien es cierto que todo depende de la actitud frente a las cosas, no podemos negar algo que es un hecho en el universo y es la existencia de leyes universales, y entre ellas está la ley de Causa y Efecto, que nos enseña que por cada acto, palabra o pensamiento positivo o negativo generaremos una reacción alrededor de nosotros, que en su momento se manifestara como consecuencia. Esto es lo mismo que decir: "uno cosecha lo que siembra, tanto en esta como en las demás existencias"... Por eso en vuestras escrituras sagradas se dice: "Haz con otros como quisieras que hicieran contigo, y no hagas a otros lo que no quieras que hagan contigo".
Pregunta: ¿Cómo es que el karma nos use con las demás personas?
Volviendo a la analogía de la escuela, hay ocasiones que en determinado curso coincides en el mismo salón de clases con determinados alumnos como compañeros o compañeras, y con tal o cual profesor. Eso no es producto de la casualidad. Se puede explicar de muchas formas, como por ejemplo: que ingresaron en la misina época a esa case de estudios; o que comparten afinidad de intereses; o que están siguiendo la misma carrera para realizar lo mismo en la vida, etcétera.
Así como les dijimos que el karma, deben entenderlo como un proceso de aprendizaje, así también la enseñanza les dice que no existe posibilidad de crecer internamente sino es a través de los demás.
Cada persona a vuestro alrededor, tanto más cercana o más lejana es como un maestro para vosotros, tanto de lo bueno como de lo malo. Debéis estar atentos para extraer la mejor enseñanza de vuestras relaciones humanas.
Estén abiertos a aprender de todo y de todos, pero sin que esto signifique darle oportunidad a los demás como para que les hagan daño. Vuestros parientes no están a vuestro alrededor para perjudicarlos o para hacerles la vida imposible sino para fortalecerlos y, a la vez, para crecer juntos; superándose cada día. Nadie está a vuestro lado para estorbarlos sino para que aprendan a amar mutuamente.
Cuanto más traten de huir de ciertas responsabilidades más veces volverán a ellas. Nada ha sido dejado al azar, por algo están donde están; en el lugar y con las personas con las que conviven. Traten de aprovechar esa oportunidad descubriendo el porque y haciendo lo que se espera de vosotros. Porque nada es para siempre, y cada situación es una oportunidad de crecimiento que no debe ser desaprovechada.
Pregunta: ¿Qué lazos kármicos existen entre ustedes y nosotros?
La conexión entre planetas kármicamente unidos a través de una historia compartida, requiere de personas como ustedes para mantener los lazos de unión y de ayuda mutua sin crear dependencias.
Existe una relación kármica poderosa de aprendizaje mutuo en el que ustedes a través del ministerio del amor, en su exaltación suprema por el perdón, lleguen a crear las condiciones como ayudarnos a nosotros a superar estados de estancamiento evolutivo, actuando como la luz en el camino, y a la vez para que podamos intervenir más directamente en vuestro mundo para hacerles recordar compromisos anteriormente asumidos, y ello necesita que conozcan más de nuestra relación con ustedes. Por ello se les ha estado preparando vibratoriamente para que nos acompañen en viajes por el Sistema Solar y fuera de él. Primero con unos pocos y luego con muchos más. Es importante que no sólo sepan sino también que sientan nuestras intenciones.
No solamente será uno, si se preparan y mantienen la actitud adecuada, podrán ser muchas los que vivan experiencias como esta.
Pregunta: ¿Qué nos pueden decir sobre los lazos kármicos de entre los que formamos los grupos de contacto?
Hay lugares en la Tierra que han congregado más de una vez a aquellos cuyas terminaciones cósmicas vibran en la misma terminación; algunos de estos lugares son centros de poder, de concentración de energías planetarias y cósmicas, desde donde se podrá ayudar a la humanidad.
Todos terminan volviendo por los lugares por donde caminaron en el pasado, tarde o temprano, pero nunca antes uno usó como nombre material su clave cósmica pues es una clave de apertura interior.
Pregunta: ¿Qué nos pueden decir del karma planetario por la matanza indiscriminada de animales, que esta llevando a la extinción a muchos de ellos?
Hay especies animales que el egoísmo y la necedad han hecho desaparecer de la faz de la Tierra, pero ello no significa que se hayan extinguido para siempre por cuanto, muchas se encuentran preservadas fuera de la Tierra y serán repuestas en su momento, cuando el panorama de la Tierra sea otro y haya no sólo una nueva faz, sino un solo corazón.
Es cierto que mucha sangre ha sido volcada sobre el planeta y por ello, seguirán ocurriendo muchas desgracias como guerras; catástrofes y accidentes que bus can compensar aquellas situaciones, y también pretenden enseñarle a la humanidad cuales son la consecuencias de su desacertada actitud.
Pregunta: ¿Qué hay del karma de los que fueron llamados y no respondieron a la invitación o con su actitud inadecuada estorbaron el proceso?
Todos tienen oportunidad de rectificarse, pero les decimos no estorben el proceso de la misión. Si no entienden los procesos preocúpense en meditar sobre ello o en dialogarlo hasta que puedan abarcarlo, pero que vuestra estrechez mental e intereses personales egoístas, así como en algunos el despecho, no los lleve a negar lo que no comprenden o lo que no les ha tocado vivir, pues sino enfrentaran una mayor tensión prestándose al juego de las energías negativas….”

No hay comentarios: